Un Velódromo Olímpico con goteras

El espetacular Velódromo Olímpico es un recinto con multitud de problemas, entre ellos uno inesperado; las goteras. Y es que el lugar donde se celebran las pruebas de ciclismo en pista deberá ser reparado lo antes posible. Según el Comité Organizador, no afectará a las competiciones que se tienen que celebrar allí, aunque sí a los espectadores que tendran que cambiar su ubicación y a los periodistas.

Las fuertes lluvias caídas en la capital inglesa han provocado que el velódromo olímpico de Londres, considerado una de las obras arquitectónicas del año, tenga goteras. El Comité Organizador ha afirmado que se reformará con urgencia y que no darán problemas a la hora de celebrar las diferentes competiciones que suceden allí.
Además, uno de los funcionarios del Comité ha asegurado que, aparte de las filtraciones del techo, existen tres fugas en las nuevas instalaciones construidas que acogen el ‘paddock’ y la zona mixta de reporteros. También ha negado que afecten a la pista de madera siberiano donde tienen lugar las pruebas.